Categories Menu

Publicado el Mar 16, 2017 en Consejos de seguridad, Noticias de seguridad

¿Sabes cómo manejar el panel de control de alarmas?

Todo sistema de seguridad consta de un panel de control de alarmas que representa el corazón de dicho sistema y que permite que todo funcione perfectamente. Podríamos decir que es el cerebro del sistema de vigilancia y todos los elementos que componen la alarma están controlados por este panel de control de alarmas. Existen diferentes tipos de paneles, pero los más utilizados son con cableado, en ese caso, el dispositivo tendrá que ser colocado fijo en una pared, normalmente cerca de la entrada o salida de la vivienda o negocio. Por otro lado, existen los inalámbricos, más prácticos porque los puedes llevar a cualquier lugar, funciona de forma remota y en algunos casos disponen de botón SOS que avisa a una Central Receptora de Alarmas permitiendo la comunicación directa. Es importante resaltar que todos los paneles de control siempre incluyen un teclado numérico, ya sea táctil o convencional, y un botón de pánico.

La función principal que debe cumplir el panel de control de alarmas es recibir las señalas que envían los otros dispositivos asociados a este, para que él mismo active la alarma y mande a la central de monitoreo el aviso de que alguien está intentando irrumpir en el lugar.

El panel de control de alarmas inalámbrico funciona con pilas (conviene tener siempre pilas de repuesto para no dejar inoperativa nuestra alarma) y se encarga de comunicarse con todos los dispositivos periféricos de la alarma, sensores y detectores, tanto interiores como exteriores y recibir sus distintas señales (avisos por manipulación, saltos de alarma o señales de batería baja) y verificar periódicamente su estado. Asimismo, sirve para activar y desactivar el sistema de seguridad.

En la mayoría de los casos, la potencia del microprocesador que posee permite una gran versatilidad de uso como el teclado integrado, pantalla retroiluminada que facilitan las operaciones de programación y de verificación de los eventos, permitiendo al usuario la correcta comprensión de las diferentes funciones que llevan a cabo los aparatos. La recepción-transmisión por radio hacen de los paneles de control de alarmas unos aparatos muy seguros y fiables.

Además de lo explicado, es posible también el control y la señalización durante las 24 horas del día de potenciales situaciones peligrosas como la aparición de un inicio de incendio, una inundación o fuga de gas, siempre y cuando dispongamos de los sensores o detectores correspondientes.