Categories Menu

Publicado el Jun 1, 2018 en Noticias de seguridad

Cómo funciona el mecanismo de una puerta blindada

Cómo funciona el mecanismo de una puerta blindada

Hoy en día, hay muchas personas que a la hora de proteger su vivienda deciden instalar en la puerta principal una puerta blindada, creyendo que es la mejor forma de asegurar su casa ya que la mayoría de las intrusiones se producen desde esta puerta principal. Quizás esta podría parecer una buena y sencilla solución, pero lo cierto es que, a pesar de que cada vez son más los que optan por este tipo de cerramientos, su sistema no es el mejor que existe para protegernos de cualquier intrusión que se pueda producir. Podríamos decir que puede ser un pequeño parche ante una herida.

Cuando hablamos de una puerta blindada nos referimos a una cuya estructura, tanto del marco como de la hoja de la puerta, está fabricada en madera, al igual que el resto. Son, por lo tanto, puertas poco resistentes que cuenta únicamente con algún refuerzo de hierro en los laterales, a veces de escaso espesor, y unos cilindros, cerraduras y cerrojos que no evitan ni contiene ante un ataque por parte de los ladrones. El error viene, sin duda, del término que se le ha dado a estas puertas ya que parece que lo blindado lo aguanta todo, y nada más lejos de la realidad.

A menudo se confunden las puertas blindadas con las puertas acorazadas, pensando que son lo mismo, pero no es así. Una puerta acorazada está fabricada en acero y la parte de madera cumple con una función puramente estética. Por lo tanto, nos referimos a un elemento mucho más resistente ante ataques, por su material de fabricación, ya que hablamos de producto de mayor calidad y resistencia ante cualquier intento de intrusión. Aun así cuidado porque no todas las puertas que se venden como acorazadas lo son.

Entre beneficios que aporta tener una puerta blindada se encuentra el hecho de que te ayuda a mantener temperatura del interior de la vivienda y que te ofrecen protección contra el fuego porque está realizado con materiales incombustibles, o el ruido. Otra característica positiva es que puede evitar algún tipo de sabotajes, como el blumping o el duplicado de llaves, pero no intrusiones por palanca.

Volviendo a las puertas blindadas, estas cuentan con principalmente 3 elementos característicos:

  • Bombillo: es el mecanismo donde se introduce la llave para abrir la puerta. Al estar visible es la parte más vulnerable, ya que el blindaje no protege está parte y es posible manipularlo o forzarlo simplemente con una ganzúa o con una llave duplicada.
  • Cerradura y pestillos: en principio son elementos que se añaden a la puerta blindada como refuerzo a la seguridad. Pueden ser pestillos de conjunción de sujeción, de indexación o de gancho. Estos últimos son hoy en día los más utilizados ya que como es necesario realizar un giro para abrirlos, es más difícil forzarlos. La mejor opción es contar con pestillos independientes que al no estar unidos obligue a quien quiera forzar a la puerta desatracar todos ellos. De nada nos sirve contar con varios pestillos si con solo apalancar uno de ellos ya  tenemos la puerta abierta. Con varios independientes tenemos una puerta  más segura y efectiva.
  • Bisagras: es la sujeción de la puerta que en el caso de las puertas blindadas van atornilladas en madera o sino soldadas a pletinas metálicas con poco espesor.

Para asegurarnos de que contamos con una buena puerta blindada lo primero que debemos hacer por lo tanto, es eliminar aquellas cerraduras más vulnerables. Una vez tenido esto en cuenta, lo siguiente y último que debemos comprobar es que la puertas que no solo dispongan de un refuerzo de acero, sino también de barras de acero sobre las cerraduras. De este modo en caso de que se intenten forzar quedarán ancladas, impidiendo que se pueda hacer cualquier maniobra.

Si cuentas con una puerta blindada en tu vivienda y quieres reforzar la protección, lo mejor que se puede hacer es contar con un sistema integral de seguridad en el que se incluyan otro tipo de dispositivos de seguridad como el detector de movimientos, la videovigilancia o los sensores de humo o inundaciones. De este modo podrás estar tranquilo, tanto dentro como fuera de casa. Una de las opciones más completas del mercado la encontrarás en el kit de alarmas de Securitas Direct, que incluye varias posibilidades según tus necesidades concretas.